familia

Tips para para mejorar la comunicación entre padres e hijos

Hay situaciones que pueden llegar afectar la comunicación con tus hijos por lo que a continuación te dejaremos algunos tips que te ayudarán a mejorar la relación con ellos.

  • Maestrik

5 min. de lectura
Tips para para mejorar la comunicación entre padres e hijos

Autor: Christian Felipe Jimenez, profesional de Maestrik

Desde el momento de ser concebidos en el vientre, los niños inician una interacción directa con la madre y su entorno de forma espontánea, esos primeros instantes permiten generar un vínculo donde él bebe puede distinguir los sonidos (Ej. La voz padre), vibraciones, sabores, sensaciones (Ej. Los estados de ánimo de la madre) y variaciones percibidas en el cuerpo de la madre, provocando la estimulación del infante por medio de estos factores.

Partiendo con la premisa anterior, cada niño, joven o adolescente desde un aspecto general tiende a relacionar su estado emocional con su entorno o situación actual de forma directa o indirecta, debido a esto es importante que los padres reconozcan estas etapas para actuar e intervenir de forma oportuna a los hechos y sucesos más complejos que puedan perturbar la etapa de aprendizaje de sus hijos (especialmente en la formación académica).

El acompañamiento continuo de los padres(tutores) en las primeras etapas de vida de sus hijos, son sumamente importantes para fundamentar los pilares y bases para la formación de futuros profesionales y personas, sin embargo, se pueden presentar situaciones que pueden llegar afectar la comunicación con los hijos, por lo que a continuación se describirán varios ejemplos con algunos consejos que podrían aplicarse para mejorar, evitar o reducir al máximo este tipo de momentos.

La situación inicial se da cuando los padres dan por hecho que realmente la comunicación con sus hijos es la adecuada cuando en ocasiones los padres le preguntan de forma mecánica y rutinaria: ¿Cómo te fue en la escuela? ¿Qué hicieron hoy? o ¿tienes tareas pendientes?, la mayoría de las veces los hijos van a comunicar lo que los padres esperan escuchar previniendo un llamado de atención por parte de sus padres, “la hora cátedra” o un regaño con castigo incluido, esto puede provocar a largo plazo una inconsistencia y un descuido “no voluntario” por parte de los padres.

1 TIP:

Procurar no mecanizar o ponerle un horario específico para hablar con los hijos para ponerte al tanto de los deberes y actividades por las que debe responder, esto evitará que se predisponga o que arme un discurso previamente preparado.

Al momento de hablar evita hacerlo desde la puerta de su cuarto, o en frente de otras personas ajenas a la familia, o en un momento de discusión; la importancia de entablar una conversación con los hijos es único e individual (en caso de tener varios hijos) en la medida de lo posible, siempre y cuando sean situaciones particulares para cada infante o adolescente.

Nota: no significa que se deba evitar la socialización grupal con todos los hijos por igual.

-Dedícale tiempo de calidad para conversar con tu hijo ya sea poco o mucho tiempo, intercambia sucesos vividos durante el transcurso de la jornada presente o lo que se piensa hacer durante la semana, es importante que estés dispuesto ayudarle con sus deberes a tus hijos, así sea una tarea muy complicada que ni tu sepas como hacerla, debes hacerle sentir que puede contar contigo en esos momentos académicos difíciles.

2. TIP: Durante el tiempo que acompañes a tu hijo, procura dejar el teléfono o tus actividades suplementarias de tu rutina diaria (cocinar, ver tv, entre otras actividades).

La siguiente situación se presenta al momento que los padres esperan y quieren saber, indagar y conocer cada detalle de lo que sus hijos hicieron en una jornada escolar habitual, salida con sus amigos o tiempos libres, utilizando su autoridad a como dé lugar para “no dar ventaja” de algún hecho fuera de lo no habitual por la que los hijos no deben realizar en su etapa de niñez y adolescencia, pero este ultra-cuidado puede llegar a ser contraproducente generando un resultado opuesto a lo esperado(omisión frecuente de información).

3. TIP:

-Imponer la autoridad y hablar fuerte para intentar conocer todo sobre tu hijo complicara la comunicación en la medida que van creciendo, tendiendo a buscar el consejo de otras personas ajenas, es por eso que lo mejor es ser acordes al momento de hablar con tus hijos desde el amor fraterno y acompañamiento continuo, no significa que se le vaya a permitir hacer o decir lo que ellos quieran, es mejor corregir y hablar en el momento oportuno, en esa medida que se genere ese vínculo los hijos irán facilitando la comunicación.

4 TIP:

En el momento que tu hijo te cuente un suceso difícil o situación compleja en el colegio o universidad, procura no corresponder con un regaño o un castigo en primera instancia, por lo contrario, permítele dar la oportunidad que te cuente, por duro que sea la situación procura mostrarle que cuenta con tu apoyo, ayuda a mediar una solución del problema y después “repréndelo de forma oportuna” y proporcional a lo ocurrido como una oportunidad de enseñanza y aprendizaje, sin exacerbar con palabras fuertes o con gritos.

5 TIP:

Una de las formas más adecuadas para enseñar con autoridad es demostrar con el ejemplo. Si esperas que tu hijo se comunique contigo exprésale tus emociones de padre o madre de forma frecuente, invítalo hacer actividades juntos, comparte experiencias vividas de la infancia, pregúntale sobre sus proyectos o aspiraciones que tiene a futuro y oriéntalo para poder materializar sus metas.

6 TIP:

Evita las comparaciones ajenas y comentarios, si quieres aconsejar, orientar y apoyar en un momento de frustración académica, evita realizar comparaciones absurdas como, “hijo usted es igual de distraído a su papa”, “hijo tu no eres malo para el estudio, si no que eres un desafío para los profesores”, “hijo usted porque no es como el finado Eugenio, ese muchacho si es un duro para el estudio”. Esto en vez de fomentar la mejora continua, genera frustración y un complejo de inferioridad provocando bloqueos mentales de auto-superación o progreso.

Nota: Distinguir hacer un comentario capcioso en un momento de esparcimiento y de socialización para hacer bromas y comentarios, frente a un momento de estrés y dificultad en proceso por buscar una solución oportuna y eficaz.

7 TIP:

Esta situación se recurre cuando los padres les dan mucha libertad a los hijos, en algunos casos para este tipo de situaciones aplican la estrategia de “si cumples con todos tus deberes, te recompensaré por ello”, este tipo de manejos a largo plazo puede ser contraproducente cuando el interés de los hijos se pierde complicaría hacer efectiva esta “estrategia” por mucho que se le pueda ofrecer. Cuando falta el ánimo será difícil cumplir con sus deberes y más cuando se le ha dado libertad para que pueda corresponder con sus responsabilidades de forma “voluntaria”.

8 TIP:

Procurar no relacionar los deberes y responsabilidades con llevaría a una recompensa, lo adecuado es ayudarle al niño o joven a reconocer lo importante que sería cumplir con sus actividades (Ej. Deseas ser un ingeniero de sistemas, deberás ser más organizado en tus estudios, específicamente en el área de matemáticas indispensable para la programación). El papel como tutor o padre es mostrar lo importante que será cumplir sus deberes correspondiendo positivamente a largo plazo.

9 TIP: Proponer ideas y trazar un plan de acción con tus hijos de sus actividades diarias y proyectos de vida le permitirá fomentar el orden, esto genera la sensación de sensatez de que para completar los logros se necesita de un proceso continuo.

Nota: Para esto es recomendado tener un calendario de pared que le permita al niño, joven u adolescente a organizar las actividades diarias y propuestas, con el acompañamiento continuo de los padres en los primeros meses de la implementación del organigrama o calendario de actividades o hasta que lo pueda cumplir de forma independiente, eso sí, sin descuidar en ningún instante la dinámica del organigrama con los hijos.

Es posible que como padre no te sientas identificado en ninguna de las situaciones anteriores, o que posiblemente coincidan con algunas posiciones de cada una de las situaciones, por lo pronto, lo más indicado es aprender a escuchar a los hijos de las expectativas y sueños que esperan alcanzar, en ese punto el papel de los padres será asesorar a sus hijos, ordenar sus ideas a cumplir recordando sus fortalezas e identificando los puntos a mejorar. Finalmente recordar que a pesar que conoces a tu hijo desde el vientre, también debes reconocer que en la medida que va creciendo continuaras conociendo a tu hijo por lo que se debe tener el tiempo y la paciencia para tener una comunicación fraterna adecuada.

Reserva aquí con Christian Felipe Jimenez para tus clases de química, matemáticas, cálculo diferencial e integral, física, lectura crítica, elaboración y análisis de los procesos de laboratorio químico.